Descubre todo sobre el Páramo de Ocetá, un mágico lugar

El páramo de Ocetá es uno de los más bellos del mundo y se encuentra en Colombia. País que se distingue por poseer el mayor porcentaje de ecosistemas de páramo de todo el planeta. Dentro del páramo de Ocetá se pueden observar valles de frailejones, complejos lagunares, Morreras de páramo, turberas y humedales, por lo que es un sitio que vale la pena conocer.

Páramo de Ocetá

El Páramo de Ocetá está localizado en el Departamento colombiano de Boyacá. Colombia se destaca en este tipo de ecosistemas por poseer el 49% de los páramos del planeta. Además de contar dentro de ese porcentaje, al que posee la distinción de ser uno de los más bellos del mundo, el Páramo de Ocetá. Otros países de América que cuentan con ecosistemas de páramo son Venezuela, Perú y Ecuador

Este hermoso páramo forma parte de la Cordillera Oriental de los Andes colombianos. Por donde se extiende con una superficie de 5771,10 hectáreas. Área que cuenta con los siguientes puntos o lugares de referencia:

– Oeste: Altiplano Cundiboyacense

– Noroeste: Parque Nacional Natural Pisba

– Sur: Lago Siscuinsí

– Sureste: Lago Tota

Más hacia el noreste del páramo de Ocetá se encuentra la Sierra Nevada del Cocuy. Posee un clima bastante frío, con una temperatura mínima de 0° C en las noches de invierno y una máxima de 17° C, que se registra en los días soleados. Por ser de clima frío la niebla espesa es muy común en este páramo.

El Ocetá Páramo es considerado uno de los tesoros nacionales de Colombia. De todo el mundo, Colombia es el país que posee más páramos. Así como también más del 60% del ecosistema andino de Suramérica, se encuentra dentro del territorio colombiano. Boyacá es el departamento de Colombia, donde se ubica el 18.3% del área total nacional de ecosistema andino.

El páramo de Ocetá es considerado como el más bello del mundo, entre sus bellezas naturales se pueden mencionar:

– Los cerros El Morro y Ocetá

– La Ciudad Pérdida

– Las cuchillas Peña Negra y Balcones

– Laguna Negra de Mongua

En el año 2002, el páramo de Ocetá fue declarado como Reserva Municipal de los Municipios Monguí y Mongua.

¿Por qué es Área Protegida?

La institución departamental CORPOBOYACA, llevó a cabo desde 2002 una serie de estudios de páramos dentro del Departamento para identificar los atributos de estas regiones con fines de conservación y protección.

Dentro del páramo de Ocetá se pudieron identificar una serie de potencialidades naturales como:

– Lagunas de páramo, como la Laguna Negra, Leonera y Estrellas

– Las Morreras de páramo donde se incluyen las cuchillas, cerros y laderas desprovistas de vegetación

– Recursos hídricos: Afluentes y ríos con un potencial hídrico de 900 millones de metros cúbicos anuales. Entre estos afluentes se encuentran, Chicamocha, Cravo Sur y Cusiana

– Turberas y humedales

– Caminos de herradura y de intercomunicación municipal

– Senderos ecológicos

– Formas especiales de vegetación: Bosque natural y matorral paramuno

Potencialidades que se ven presionadas y amenazadas por la ganadería extensiva en la región. Determinándose en las investigaciones, que anualmente se ven afectadas hasta doce hectáreas de terreno. Tanto en la cría de ganado vacuno y ovino, como en los cultivos de cebolla, papa, habas entre otros.

Otro de los riesgos para esta región es la actividad Minera. Ya que INGEOMINAS continúa otorgando títulos mineros en áreas de páramo. En esta región se desarrolla la minería del carbón, en los Municipios Mongua, Sogamoso y Monguí.

Estas zonas de páramo también se ven afectadas por los procesos de erosión y remoción en masa de suelos expuestos.

Flora

En el páramo de Ocetá predominan los frailejones, plantas pertenecientes al género Espeletia. En las zonas de menor altitud se localizan las especies de Espeletia Barclayana , Espeletia Jaramillo , Espeletia Congestiflora y Espeletia Argéntea. Mientras que la especie de Espeletia grandiflora se prolifera y distribuye en las regiones de mayor altura.

En total dentro del páramo de Ocetá se han registrado 50 familias florales, 133 géneros y 197 especies. Dentro de esta variedad de flora se destacan: 11 géneros de Espeletia y 11 especies de orquídeas.

El páramo de Ocetá es el páramo con mayor de número de especies de orquídeas en Colombia. (Entra aquí y conoce sobre: Dente del gigante)

Fauna

Entre la fauna que se puede observar en el páramo de Ocetá, es el cóndor andino, el agutí negro, rabo blanco del este, ranas, paca de montaña, oso de anteojos, el venado cola blanca.

Entre las especies de mamíferos destacan la presencia Ocelote o Leopardus Pardalis, Puma Concolor, además del Oso de Anteojos y Venado cola blanca.

En las especies de aves se han registrado 106 especies. De las cuales nueve son endémicas y cuatro migratorias. De las aves se destaca la presencia en la zona del Cóndor andino. En cuanto a animales Anfibios, se registran 22 especies.

De los mamíferos el oso de anteojos es muy raro y posiblemente extinto. De igual forma el venado cola blanca. Debido a que ha sido ampliamente cazado y capturado con el tiempo, por los muisca y pre-muiscas. (También puedes ver:

Cómo Llegar

Para llegar al Páramo de Ocetá, primero se debe ir al pueblo de Monguí. Al cual se puede llegar desde Sogamoso, tomando un autobús con destino al pueblo de Monguí. El recorrido hasta el pueblo dura menos de una hora.

En la plaza principal de Monguí se puede acceder al servicio de un guía local. El cual es necesario para hacer el recorrido dentro del páramo de Ocetá. Además también se puede acceder al servicio de un Jeep, para hacer el recorrido por el sendero que conduce al páramo.

Una vez en el páramo, el guía local será la mejor ayuda para descubrir los mejores paisajes del lugar, mostrar la vida rural del campesino boyacense, así como ayudar a que la visita sea lo más respetuosa posible dentro del sensible ecosistema de páramo.

El sendero que se transita por el páramo de Ocetá es de alta dificultad, son doce kilómetros de recorrido, que dura unas ocho horas. En esta caminata se alcanza una altura máxima de 3915 metros sobre el nivel del mar.

Durante el recorrido se encontrará un hermoso valle de frailejones rodeado de callejones de piedra, cascadas, lagunas y miradores naturales que te dejan sin aliento, al visitante.

En Vehículo desde Bogotá

Saliendo desde Bogotá por el norte en vehículo particular. Se debe seguir sobre la vía principal, pendiente de las señales de tránsito que indiquen la vía hacia Tunja y Sogamoso, donde se divide la vía.

Justo antes de llegar a Tunja, cuando la carretera se divide en dos, tomar el camino de la derecha. La carretera conduce por el centro de Tunja. Donde hay buenas señales, por lo que se debe mantener atento a ellas.

Seguir por la vía, atento a las señales hacia Sogamoso. Por esta vía se pasa por el centro de Paipa. Mantenerse por la vía principal.

Posteriormente se llega a una glorieta donde hay un desvío hacia Tibasosa o Nobsa. Se debe tomar la segunda salida hacia Nobsa.

Luego se encontrará la entrada hacia Monguí del lado derecho. La señal está justo donde hay una división en la carretera, así que toca estar atento. Es justo después de un restaurante con ventanas azules. Desde aquí tomar a la derecha hasta la plaza del pueblo de Monguí.

 ¿Qué Ver en el Páramo de Ocetá?

La primera parada por el recorrido dentro del páramo de Ocetá es La Caja del Rey. Posteriormente se llega al Valle de Los Frailejones. Luego se pueden observar otros hermosos escenarios naturales como:

– El Cerro de Ocetá,

– Cerro de Las Águilas

– Las Torres Gemelas

– Laguna Negra

– La Ciudad de Piedra

Todos estos lugares hacen al páramo de Ocetá merecedor del título del páramo más bello del mundo y uno de los mejores conservados de Colombia.

Mapa

Para ubicar el páramo de Ocetá en un mapa, es conveniente primero dar a conocer que en el departamento de Boyacá se localizan dos corredores de páramo, el Occidental y el Oriental. Ambos corredores los separa el Valle alto y medio del río Chicamocha.

El Páramo de Ocetá se ubica dentro del corredor de páramo Oriental, que también se le conoce como corredor de páramo Tota – Pisba – Cocuy

El corredor de páramo Oriental se extiende a lo largo de la vertiente alta de la Orinoquía y los ríos de las cuencas alta y media del río Chicamocha sobre su margen derecha. Este extenso corredor incluye además del Ocetá, otros páramos como:

– Las Alfombras

– El complejo Hirva – Curíes

– Complejo Toquilla – Siscunsí – Ocetá – San Ignacio

– Páramos de Cazadero, Curital, Pisba, Socotá, Chita y Rechíniga

– Los páramos asociados al Parque Nacional Natural El Cocuy

En el siguiente mapa, se puede observar el Corredor de Páramos del departamento de Boyacá, claramente subdividido en dos Occidental y Oriental, separados por el río Chicamocha

A su vez el páramo de Ocetá se encuentra dentro del Parque Natural Regional Siscunsí – Ocetá. En el siguiente mapa se observa la delimitación de estas áreas de páramo correspondiente a los municipios de Sogamoso, Aquitania, Mongua y Monguí.

En el siguiente mapa se muestra la ubicación del Páramo de Ocetá en la Cordillera Oriental de los Andes colombianos

Por último se muestra en un plano a escala menor, la ubicación del páramo de Ocetá, donde se aprecia al sur este la laguna de Tota

Altura

El Páramo de Ocetá es un relieve geográfico que presenta alturas que van de 2950 a 3950 metros sobre el nivel del mar en la Cordillera Oriental de los Andes colombianos, en el Departamento de Boyacá.

Boyacá cuenta con dos corredores de páramo: el occidental y el oriental. De estos dos corredores el denominado oriental, donde se localiza el páramo de Ocetá, presenta la mayor altitud, longitud y continuidad de este tipo de ecosistema. Debido a esto se reviste de gran importancia como corredor biológico para la dispersión, así como para la conservación de la fauna y la flora regional. (Te puede interesar saber sobre: Páramo de Santurbán)

(Visited 11 times, 1 visits today)
Categorías Páramos

Deja un comentario