Tortuga Leopardo: características, alimentación, cuidados y más.

La  Tortuga Leopardo es un animal que conseguimos dentro de la  belleza natural que tiene un desarrollo genuinamente rápido, tratándose  de una tortuga, así que cuando pensemos en tener una, mentalicemos su área en casa, debemos recordar esto constantemente,  si quieres saberlo, debes leer este artículo  y te enterarás  el por qué.

¿Qué es la Tortuga Leopardo?

La bien llamada Tortuga Leopardo  o conocida experimentalmente como stigmochelys pardalis, es un tipo de tortuga que tiene su origen con el grupo de los testudinidae, es tan impresionante su vida que merece ser apreciada. Ellas son de tamaño inconfundible, este animal ha llegado a vivir en las amplias y calientes sabanas de África. Vea Mariposas

A pesar de estar en  terrenos que son  bastante semi –cálido,  son amantes de  las más hermosas praderas que irradian su mas brillante clima soleado, totalmente perfecto para que ellas se deleiten, llegando a  propagarse  desde la nación de Sudán hasta aterrizar en la  distinguida  zona de Sudáfrica.

Distribución de la Tortuga Leopardo

Con respecto a su distribución, podemos ver que al Tortuga Leopardo en su mayor parte termina en toda Sudáfrica. En cualquier caso, tiende a encontrarse en otras ciudades cercanas, como por ejemplo, Sudán, también  Etiopía o Zambia, incluida Angola. Este reptil se registra como la cuarta especie más grande en cuanto a peso y  altura, en contraste con otras de diferentes especies.

Está situada después de enormes tortugas,  entre las que cabe mencionar  a la Tortuga  Sulcata africana. La asombrosa Tortuga gigante  de Aldabra, finalmente la Tortuga Galápagos, todas estas tortugas tan impresionantes  que han descubierto cómo desarrollarse de manera plena y satisfactoria.

Características de la Tortuga Leopardo

Dentro de sus más destacadas características encontramos que la Tortuga Leopardo, además de tener un tamaño enorme. Tiene una especie de manchado fundamentalmente igual que las estampas que tiene un Leopardo. Actualmente en lo que respecta a su caparazón, es típicamente una complejidad amarilla.

Notando  que, además, del caparazón tiene una especie de cascos protectores con un tinte algo peculiar junto a sus manchas en marrón oscuro. Es precisamente por este tipo de  marcado  tan específico que ha llegado a tener este nombre de Tortuga Leopardo.

¿Qué tan grande es?

Es de gran importancia reconocer que esta especie es la cuarta tortuga más grande del planeta, entendiendo  que una tortuga adulta llega a una normalidad  entre los 35 y  40 Cm de punta a punta y pesa aproximadamente entre 13 y 18 Kg.  Nótese que la Tortuga Leopardo  es una especie  que como se mencionó anteriormente, en su fase de desarrollo, puede alcanzar  40 cm aproximadamente y hasta más

A pesar de que se han visto ejemplos con un tamaño realmente inconfundible donde pueden alcanzar alrededor de setenta centímetros de longitud. Un caso del tamaño en la medida en que estas tortugas se distinguen, conseguimos a la  impresionante Tortuga Leopardo de Etiopía. Vea Oso Frontino

Un caso peculiar

La cual  ha logrado alcanzar en su  nivel de vida  hasta  cien centímetros, sin embargo, este fue solo un caso notable. Uno de los contrastes fundamentales y más marcados  entre el macho y la hembra de esta especie es más que todo físico. Ya que la Tortuga Leopardo macho tiene una cola significativamente más alargada que la hembra. A pesar de que en sí mismo el macho es más grande en dimensión  más que la hembra.

Con respecto a su piel,  veamos que la  Tortuga Leopardo  tiene un sombreado muy llamativo. Ya que el matiz que la  describe es un amarillo oscuro. Que le da un tinte suave en contraste con su caparazón opaco, casi buscando al color negro. Asi mismo en su estructura podemos notar que la Tortuga Leopardo  en su etapa adulta tiene un espaldar  significativamente más notable.

Muy a pesar de que las Tortugas más Jóvenes pueden distinguirse  de las demás solo por la sombra de la areola, donde las manchas en negro oscuro de los escudos apuntan hacia los lados. Esta enorme tortuga normalmente es muy fascinante, ya que su caparazón visible tiene una elevación impresionante debido a su tamaño, y que es totalmente  curvada para enmarcar una especie de pirámide que utiliza como zona de seguro para protegerse de los depredadores.

Peso y tamaño

Las Tortugas adultas llegan a una carga promedio de 13 y 18  kg y un tamaño de aproximadamente 40 cm, sin embargo  se han encontrado ejemplares  que han superado los 60 cm.  Es algo muy llamativo y es que la cabeza de la Tortuga Leopardo  es un  poco pequeña en comparación con el  resto del tamaño de su cuerpo. Vea Oso Malayo 

En sus extremidades o partes descubrimos una uñas muy  sólidas, que son su herramienta con las que pueden excavar esos túneles muy profundos que más tarde  se convierten en  sus madrigueras, que son los espacios que usan como protección y resguardo ante cualquier amenaza u ataque.

Alimentación de la Tortuga Leopardo

Con respecto a la nutrición de la Tortuga Leopardo, notamos que normalmente es un reptil al que le gusta comer hojas, es decir que  termina siendo herbívoro, esto implica que su régimen de alimentación depende de las plantas verdes; teniéndose en cuenta  que se adapta a medios  característicos secos incluso semi- seco.

Entre su régimen  de alimentación, puede considerarse que este debería ser rico en cantidades bastante elevadas  de fibra, al igual que las hierbas que contengan  un  alto contenido de calcio así como también  la hierba incidental que se desarrolla en el campo silvestre, teniendo en mente  lo  que más les gusta comer como  los dientes de león, la mata de llantén, las flores y el heno.

Sin embargo, a pesar de esto, también se benefician de las plantas con numerosos cardos, solamente cuando estas acaban de convertirse en hierbas secas. Con respecto a la insuficiencia de fibra, deberíamos  tener mucho cuidado, porque cuando hace falta, esto le puede causar algunos inconvenientes en su bienestar.

¿Que pasa si la descuidamos?

Como por ejemplo, la presencia de eventos diarreicos o un aflojamiento de los intestinos, hasta el punto en que la  Tortuga  termina deshidratándose y  puede adelgazarse. En el escenario más fuerte, puede sufrir un colapso intestinal y volverse progresivamente delicada con respecto a los parásitos que pueden atacar en esa zona intestinal.

Por otra parte, debe mencionarse que su régimen de alimentación también se basa generalmente en forraje o heno, si aprendemos un poco más sobre la alimentación de esta especie, comprenderíamos que es lo que más le gusta y que tan fuerte es su pasión por  ciertas verduras silvestres que se mantienen en su frescura y que se desarrollan afuera al aire libre.

Su comida

Y al igual que las hierbas normales, tengamos presente que la delicada planta de  achicoria que generalmente se desarrolla en las pasarelas y los claros de las hermosas laderas es también su deleite. Además de otras cosas podemos  entender que la mayoría de las veces comen,  endibia que es una planta de hoja dura y de sabor amargo.

La cual es utilizada en platos de verduras mixtas y tiene propiedades muy buenas que le permiten a la tortuga tener  una excelente absorción  de los alimentos. También hay entre sus dieta la bellas  flores de hibisco o regularmente conocidas como rosa jamaicana, la cual  se desarrolla en su mayor parte en condiciones tropicales y además tiene propiedades extraordinarias como antioxidantes.

A pesar de toda esta gama de productos alimenticios naturales veamos que, la mayoría de las veces ama comer  trébol, a pesar de las  diferentes verduras,  como por ejemplo, pepino, tomate, berros, remolacha, repollo, incluso brócoli, incluyendo además  los tubérculos y raíces para que libremente pueda elegir que comer.

Alimentación rica en propiedades y vitaminas

Asimismo se sugiere  de manera  muy similar que su régimen de alimentación sea lo bastante  rico en calcio, claro, si abusar, por supuesto,  ya que esto ayudará a  que haya una  mejora en su desarrollo con  los huesos y por lo tanto, al fortalecimiento de su caparazón visible.

Que es la zona  donde es más importante, también debe ser considerado como una prioridad principal que donde se encuentre esta tortuga  exista un buen tanque exclusivo para su uso porque  se requiere ya que  bebe mucha agua, por ello debe garantizarse que sea nueva y limpia.

Hueco para mantener su agua

Numerosas personas tienen una especie de hueco muy acorde y acondicionado  en su hogar, donde pueda sumergirse y beberla, sin embargo, este   hueco  no debe ser tan profundo, debería tener, entre unos cinco o diez  centímetros de profundidad, lo que sería muy   adecuado; también se sugiere que el agua contenida en el recipiente se cambie en cualquier caso una vez al día.

Lo que sucede cuando no tienen buena alimentación

Sin embargo hay que recordar que la dieta justa de la Tortuga Leopardo,  debe completarse con las medidas esperadas de proteínas, junto con una proporción de fósforo, ya que la ausencia de estas provoca desfiguraciones en su caparazón de forma permanente,  así como también deterioro en los órganos internos, como por ejemplo, el riñón.

Algo para evaluar y tener en cuenta de  estos reptiles es que cuando ellos están en la naturaleza, se nota  muy seriamente una gran  variedad de manifestaciones que terminan siendo muy reconocibles, resultado de una dieta  de alimentación muy mala y deficiente.

Por ejemplo, la aparición de escamas agudas y estriadas y hasta una condición llamada piramidalización.  Esta es la razón de ver que tan bien esta su Tortuga, note que si su caparazón es liso y ovalado, esta es una buena señal de que su rutina de alimentación va admirablemente.

Es impresionante ver  a estos reptiles cuando están en la naturaleza o en espacios abiertos, es allí que   muestran una notable  variedad de indicaciones que terminan siendo muy reconocibles, resultado de una rutina de alimentación para nada favorable, por ejemplo,  el surgimiento  de escamas agudas y estriadas  que van hasta una condición llamada piramidalización.

Podemos mirar bien a la Tortuga y palpar  con las manos al tocar su concha y saber si su caparazón es liso y ovalado,  si es así, esta es una señal muy buena de que su régimen de alimentación va admirablemente bien. La salud de ella dependerá de sus cuidados, su espacio y su alimentación. Si la trata bien, ella vivirá bien, hay que considerar que cuando adoptamos una Tortuga estamos llevando a casa a un nuevo miembro que se incorporará a la familia.

Y  que por ende  debería ser tratado como merece, es un miembro al que hay que consentir con un cuidado único, brindándole todo el cariño, es por ello que antes de adoptarlo hay que educarse con respecto a su vida, para no cometer errores que le vayan a costar la vida por no conocer lo esencial para su  manutención.

Reproducción

La Tortuga Leopardo es normalmente un reptil que puede vivir muchísimo tiempo, es decir, tiene una esperanza de vida excepcionalmente larga,  puede establecerse  que su desarrollo tiene un avance fantástico dependiendo de la calidad de vida que este tenga, es por ello  que su vida sexual no es tan rápida sino hasta dentro de los doce  y quince años  de su períodos de vida.

Existen casos en los que se han verificado que cuando estas Tortugas están en cautiverio tienden a desarrollarse más rápido, inclusive logran alcanzar su madurez a la edad de seis años de vida, todo dependerá siempre del cuidado y la atención que este animal tenga,  apreciemos que ellos necesitan un hogar que les permita crecer y desarrollarse completamente sanas y saludables.

La forma como el macho se acerca a la hembra

En cautiverio por lo general se cuenta con los métodos, el espacio, la alimentación requerida y sobre todo el personal especializado que estará a cargo del cuidado de estas. Actualmente, en la temporada de apareamiento, puede  notarse que la Tortuga macho a menudo persigue a la hembra con mucha euforia, es muy divertido verlo correr detrás de la hembra.

La sigue  hasta lograr alcanzarla y  una vez que lo hace  la golpea  con su caparazón para que termine quedándose inmóvil,  teniéndose muy en cuenta  que a partir de allí  el macho en su mayor parte vocaliza gritos bulliciosos con el fin de atraer a  la hembra, es una manera de demostrarle que se ha interesado en ella y que la quiere como pareja.

Después de lograr el apareamiento, la hembra de la especie  tendrá que  esperar un tiempo razonable para comenzar a poner los pequeños huevos, ya que cada puesta  es de tan solo la cantidad de cinco y hasta treinta huevos, en ciertos casos ha sucedido que la Tortuga Leopardo ha llegado a poner  como medida  normal  de ocho  y diez  huevos.

Aún en cautiverio se reproduce normalmente

Cabe mencionar que la Tortuga Leopardo que está ubicada en la nación de Sudáfrica termina siendo muy desconcertante porque puede aprovechar la oportunidad de aparearse y reproducirse en plena  etapa de cautiverio. Esa es la razón por la cual, bajo esta condición, una gran cantidad de ellos utilizan una planta de incubación.

Donde la naturaleza progresa para volverse tan encantadora como razonablemente podría esperarse. Utilizando niveles de temperatura  que parten entre los  veintiocho grados centígrados (28 ° C), con el fin de  alcanzar  hasta los treinta grados centígrados (30 ° C). Además, las tortugas en cautiverio  en cualquier caso para  reproducirse deben estar en un ambiente  suficientemente húmedo y acogedor.

¿Cuánto dura el proceso de incubación?

Es muy importante considerar que a partir de allí  el ciclo de incubación es de alrededor de ciento treinta días hasta llegar a ciento ochenta días para mantenerse completamente y crecer normalmente. No obstante, cuando llega la oportunidad de eclosionar o nacer, en una situación ordinaria y normal. Teniéndose presente que  la mayoría de las veces,  se realiza este procedimiento de manera acelerada, porque  puede darse en época de lluvia.

Esa es la razón por la que al estar en cautividad las crías  de estas Tortugas llegan a romper  el cascarón a través de sus pequeños picos, que están ubicados en su cara muy cerca de su  mandíbula, logrando  disipar la piel del huevo hasta logra que esta se desvanezca y salir a la nueva vida que inicia a partir de allí.

En el momento en que se cumple con  la etapa de la eclosión, podemos destacar que es un proceso que lleva cuarenta y ocho horas, es en esa etapa  que el pequeño bebé tortuga  tiene la oportunidad de romper esa  especie de saco llamada vitelina, que consiste en una  cubierta   muy fina y delgada la cual termina siendo consumida por la cría en su totalidad para sostenerse y poder alimentarse.

Conservación

Ahora bien cuando ya hemos recorrido todo lo concerniente a la vida en muchos ángulos de esta preciosa especie llamada Tortuga Leopardo, nos ubicaremos en lo que significa la conservación de las mismas  porque hay una población excepcionalmente ilimitada y rica de tortugas Leopardo.

Las cuales han resistido incluso en las regiones más secas y  cálidas  del planeta, ya que cuando comparten su espacio con los humanos, estas especies padecen enormemente,  debido a que son cazadas furtivamente por ser considerada su carne,  como un manjar exquisito entre los  pobladores de la zona.

Este termina siendo el resultado de esta circunstancia que se han convertido en categorías de animales que siempre deben ser observados y salvados, en perspectiva sobre los grados de delicadeza que presentan después de la cercanía y el desarrollo de enormes comunidades urbanas en su región de hábitat.

Es por ello la intención de mantenerlas a salvo, evitando mediante todos los proyectos  que se han realizado por expertos  que saben cómo llegar hasta ellas para preservarlas, sabiendo que cada planificación es un punto a favor de su resguardo con el fin de  protegerlas evitando así que  se extingan.

Cuidados de la Tortuga Leopardo

Destacamos que la Tortuga Leopardo es un animal que  tiene un desarrollo realmente rápido para ser una tortuga, por lo que cuando pensamos en su área  que le ubicaremos en casa, debemos recordar esto constantemente. Una plausibilidad que debemos evaluar en cualquier punto concebible.

Y es colocar a nuestra mascota en un enorme terrario, en tanto que  dura su tiempo de desarrollo y durante las estaciones en que la temperatura y la atmósfera exteriores lo permitan, para  construirles  un patio donde puedan recrearse, ellas son muy exigentes con su espacio, el cual debe ser el acorde.

Es bien interesante  recordar que cuando esté en el terrario que se la ha preparado,  es de  considerar que  a estos nuevos compañeros, los terrarios que mejor se adaptan a sus necesidades, son los extendidos y alargados, ya que no pueden escalar, y de esta manera, en su mayor parte, puedan avanzar  y  dar un paseo.

Buena iluminación

Para ello necesitaremos encontrar una luz particular que los  ilumine directamente y les permita fijar suficiente calcio para tener una estructura de concha y hueso saludables. A pesar de estar adaptados a situaciones semidesérticas, también debemos proporcionarles un tazón de agua para que puedan beber en caso de que lo necesiten, aunque la gran mayoría del agua se tomará cuando se alimente.

En el caso de que tengamos un patio o un jardín, en verano podemos darles la oportunidad de tomar el sol y extender sus patas  alrededor de la parcela. Que en caso de que debamos verlos, no importando lo lentas que puedan ser en sus movimientos.   Podemos pasar un mal rato al descubrir que nuestra bella Tortuga  ha decidido escarbar con sus uñas  con el deseo de abrirse paso y pasar por debajo de la  valla que hay en el jardín.

Ellas son muy entusiastas, trabajan  hasta lograr hacer su túnel que les servirá de madriguera. Estas tortugas son fantásticas, debido a su naturaleza modesta, han sido influenciadas significativamente por el avance del progreso humano en  sus territorios de circulación o hábitat. Esto ha hecho que sea ahora una variedad animal asegurada debido a la enorme disminución de sus poblaciones.

Curiosidades

Entre sus curiosidades más resaltantes podemos apreciar que la Tortuga Leopardo es una especie que necesita un espacio sumamente amplio donde pueda desarrollarse sanamente.  Lo más impresionante es que debería ser  un ambiente seco y cálido. Si el lugar no cumple con estos requisitos previos, puede experimentar los efectos nocivos de las infecciones respiratorias graves.

Son amantes de las verduras, de las flores silvestres, del pepino, la lechuga, consumen mucha agua, les encanta  sumergirse en los huecos acondicionados con el agua que requieren para mojarse completamente.  Cuando buscan aparearse el macho persigue a la hembra emitiendo sonidos vocales muy seguidos para llamar la atención de la hembra, y cuando logra captar su atención, la golpea con su caparazón hasta que ella se queda quieta.

Cuando ya están listos para eclosionar se puede notar que las crías de Tortuguitas comienzan desde su interior del huevo y se disponen  a romper el cascarón utilizando para ello sus picos que ya tienen buena formación biológica, lo más curioso es que aprovechan esa cascara que les sirve de alimento, nada se pierde, sí  lo saben aprovechar bien, hasta que salen a la superficie como nuevas criaturas.

(Visited 236 times, 1 visits today)
Categorías Reptiles

Deja un comentario