Tornado de fuego: qué es, países que los han sufrido, y más

El tornado de fuego es un fenómeno natural de una conformación especial. Las llamas contenidas en los tornados de fuego se manifiestan en forma de un remolino que adquiere gran fuerza y se desplaza a gran velocidad. También es llamado remolino de fuego.

¿Qué es un tornado de fuego?

Un tornado de fuego también es conocido como remolino de fuego. Se presenta como un fenómeno de muy rara aparición, en el cual el fuego actúa bajo ciertas condiciones, las cuales van a depender del comportamiento de la temperatura que se presenta en el aire y las corrientes del viento, tomando en el proceso de formación un carácter de vorticidad vertical.

Va tomando poco a poco la forma de un remolino o una columna de aire, con una orientación vertical similar a un tornado normal que visualmente se ve como un embudo giratorio, pero de fuego. Los grandes tornados de fuego se han producido partiendo de la ocurrencia de incendios en zonas principalmente forestales, cuyas características son de corrientes de aire caliente que va subiendo y encontrándose con otros aires en el ambiente.​

Entre sus características está que los tornados de fuego pueden llagar a medir entre 10 a 50 metros de altura, pero de ancho solo tendrán pocos metros. También son cortos en su duración, aunque en solo unos minutos pueden ocasionar graves daños. Algunos tornados de fuego pueden llegar a alcanzar hasta un kilómetro de alto. (Ver artículo: Tornado Alley)

También dentro de su composición pueden contener vientos cuyas velocidades pueden superar los 160 kilómetros por hora, y estos pueden llegar a durar hasta los 20 minutos e incluso un poco más de eso.​ Los tornados de fuego tienen capacidades destructivas, teniendo el poder de derribar árboles de hasta 15 metros de altura.

Por lo extraño que es este fenómeno natural, existen creyentes que le atribuyen cualidades apocalípticas. Los tornados de fuego se suceden cuando las llamas del fuego, sometidas a ciertas condiciones, se mezclan con las corrientes de un tipo de viento muy turbulento, tomando una forma una vertical que se va generando en el aire, similar a un embudo o columna.

Los tornados de fuego no poseen la misma fuerza de los tornados tradicionales y tampoco se relacionan con la formación de las tormentas, elemento que también influye en los tornados normales. A diferencia de estos, los tornados de fuego emanan a partir de la propagación de incendios forestales.

El epicentro de la formación de este torbellino está conformado completamente por fuego, mientras es rodeado por un anillo de aire alrededor de las llamas, el cual va alimentándolo con oxígeno fresco. Estos torbellinos de fuego tienen diferentes dimensiones, su diámetro puede oscilar entre los 0.3 a 0.9 metros, aunque existen documentaciones que registran tipos de remolinos diez veces más anchos que otros.

Los de este caso alcanzan unas alturas de hasta 50 metros, y la velocidad que presentan sus vientos es de 160 kilómetros por hora. Existen muchos ejemplos de tornados como el ocurrido en Japón en el año 1923. Las llamas de ese tornado de fuego cobraron la vida de 44.000 personas.

Países que han sufrido un tornado de fuego    

Aunque los tornados de fuego son un fenómeno muy raro, se han hecho muy recurrentes sus apariciones, presentándose de manera espontánea en varias regiones y países del mundo, en especial aquellas donde el clima es caliente. Ejemplos de estos tornados de fuego se han visto de manera evidente en la operación Gomorra, donde murieron 43.000 personas.

También, durante el conocido bombardeo de Dresde, el cual desencadenó una tormenta de fuego, cuyas dimensiones abarcaban el tamaño de una ciudad pequeña, que luego se convirtió en un tornado de fuego que mató, el cual cobró la vida de entre 25.000 y 40.000 personas, contando también la destrucción de la mitad de la ciudad. (Ver artículo: ¿Cómo se forman los tornados?)

Otros tornados de fuego se produjeron a partir de la caída de un rayo en un depósito de petróleo, ubicado en las cercanías con la región de San Luis Obispo en California, hecho ocurrido el 7 de abril del año 1926. Este tornado de fuego ocasionó daños importantes evidenciados dentro de las estructuras que quedaron alejadas del fuego y como resultado se produjo la muerte de 1.600 personas.​

Tornado de fuego en Inglaterra           

Un tornado de fuego tuvo lugar en Inglaterra como producto de la acción del viento mediante un incendio que ocurrió en una fábrica de plásticos ubicada en el condado de Derbyshire, lo que finalizó en la ocurrencia del extraño fenómeno. Efectivos bomberiles que acudieron a sofocar las llamas documentaron gráficamente el momento en que realizaban grandes esfuerzos por apagarlas.

Expertos explicaron la aparición del tornado de fuego indicando que se produjo una vez que el núcleo del torbellino contentivo de fuego, se fue rodeando de un anillo de aire que lo bordeaba nutriéndose con el oxígeno que tomaba del aire. (Ver artículo: Turbonada)

Bomberos británicos grabaron al espantoso tornado de fuego que se creó en el pueblo industrial de Albert Village, en la región de Leicestershire de Inglaterra. Este tornado de fuego se presentó con la apariencia de una gran columna de llamas, la cual se fue elevando hasta llegar a los casi 60 metros. Mientras esto ocurría también el viento hacia girar las llamas dándole forma al tornado.

Expectadores del suceso quedaron sorprendidos por la manifestación de aquel fenómeno al cual catalogaron entre fascinante y a la vez aterrador. Los habitantes de la región de Leicestershire, en Reino Unido, estaban asombrados tras la manifestación del inusual fenómeno natural, que luego se determinó como un feroz tornado de fuego.

El ardiente ciclón comenzó como un incendio en una fábrica de plásticos pero luego se extendió por el territorio. Cabe destacar que los tornados de fuego tienen su formación dentro de la exposición de aire caliente que emana del suelo en llamas, y luego este converge con el aire frío contentivo de manera natural en el ambiente. Esto hace que se forme el efecto del tornado que activa el fuego el cual va subiendo en forma de vórtice.

Tornado de fuego en California           

El tornado de fuego que ocurrió en California, fue un evento catastrófico que dejó el saldo de 6  personas muertas e hizo que otras miles fueran evacuadas de los alrededores del suceso. El viento formó tornados de fuego que acabaron con árboles y automóviles a su paso. Los hechos se suscitaron tras la producción de un enorme incendio de tipo forestal, que tomó como dirección el norte de California.

La ciudad de Redding, ubicada al norte del estado, fue una de las más afectadas por los efectos de este tornado de fuego, y de donde se produjeron la mayoría de los muertos, entre los que estaban niños y ancianos, muchos de ellos porque no lograron salir de sus casas tras la evacuación.

En los intentos por apagar el incendio, dos bomberos resultaron víctimas mortales del voraz acontecimiento mientras cumplían con las labores de rescate y salvamento. El fuego contenido dentro del tornado llegó hasta el condado de Shasta, donde fue cercado por la acción de fuertes vientos, que lo fueron moldeando como un tornado de fuego, quemando toda la vegetación presente en el sector.

El jefe del Departamento de Protección contra los incendios de California, reafirmó que se encontraban ante la presencia de un tornado de fuego el cual producía unas condiciones extremas, por lo que los trabajos de manera inmediata fueron de evacuar todo el sector y los alrededores.

En este caso tuvieron que ser desplazados unos 37.000 habitantes, los cuales tuvieron que abandonar el área de manera obligada para salvar sus vidas. Más de 3.000 efectivos bomberiles se necesitaron para doblegar este tornado de fuego, pero solo podían controlar un 5% de la situación. Este incendio era algo extraordinario, nunca antes visto en esta ciudad según lo relatado por las autoridades.

Como consecuencia de las llamas de este tornado de fuego resultaron destruidas al menos 500 estructuras y se amenazaron miles más. El fuego terminó quemando un área más grande comparada con la ciudad de San Francisco.

Este incendio de California se conocido como Carr, contabilizado dentro de los 90 grandes fuegos activos que tuvieron lugar dentro de los Estados Unidos, según datos aportados por parte del Centro Interagencial Nacional de Incendios. En el incendio Ferguson, en california se produjo la muerte de un bombero y se tuvo que cerrar de emergencia gran parte del Parque Nacional Yosemite.

Según los expertos, estos incendios forestales son habituales dentro del estado de California, en especial durante la temporada de verano que es larga y muy seca en dicha región. Sin embargo, en diez años, este caso ha sido el peor de la temporada de incendios en California y gran parte se debe a un período de sequía.

Expertos y autoridades determinaron que este tipo de incendio devastador de tipo forestal y que son nutridos con la acción del cambio de clima, podrían llegar a hacerse normales en la zona, además de que podrían producirse todos los años y en lapsos cortos entre uno y otro.

Un tornado de fuego sucedió en Australia     

El 18 de octubre del año 2012, se produjo en Australia, un tornado de fuego, el cual fue captado en un primer momento por parte de un espectador que pasaba por el lugar, siendo estos fenómenos naturales los más raros dentro de su género. Un tornado de fuego, cuyo nombre en ingles es “fire whirl”. Estos fenómenos se dan bajo ciertas condiciones atmosféricas, dependiendo de la temperatura del aire y las corrientes de los vientos

Según los testigos que vieron el tornado de fuego en Australia, indicaban que el cielo se tornó de negro, y las llamas saltaban por encima de las colinas. Este incendio tuvo lugar en la localidad de Alice Springs, Australia. El espectador que vio el fenómeno fue el cineasta Chris Tangey, quien se encontraba por la zona y logró grabar este un tornado de fuego, el cual tenía una altura de hasta 30 metros.

Los especialistas explicaban que este tipo de tornado de fuego se produce en zonas donde el terreno es de características extremadamente calientes. Estos incendios que se desprenden de los tornados de fuego despiden una columna de aire caliente que lleva dirección hacia el cielo.

Estas columnas de fuego se van originando dentro de zonas muy pequeñas del terreno, para luego comenzar a elevar de una manera muy rápida, tomando el aire que se encuentra alrededor formando una especie de vacío. Este tornado toma forma como vórtice. Mientras va subiendo, el fuego se encoge en dirección hacia arriba, y mientras lo hace también va girando y acelerando su ritmo.

Dichos vórtices son los causantes de los incendios, según lo que señalan los expertos. La altura que llegó a tomar fue de unos 30 metros y en cuanto a su velocidad de giro, el tornado de fuego reportó unos 35 kilómetros por hora, y tuvo el término de un minuto. Contó con dimensiones de 3 metros de ancho. Estos tornados de fuego también pueden derivarse de incendios por combustibles, erupciones volcánicas y explosiones nucleares, entre otros.

¿Qué hizo un tornado de fuego en Brasil?      

El sur de Sao Paulo, en la frontera entre Brasil y Paraguay, se padeció de una verdadera catástrofe cuando unos incendios forestales y altas temperaturas, produjeron que se creara un tornado de fuego. Dicho tornado de fuego estuvo a punto de acabar con todo lo que encontró a su paso, en vista de la potencialidad y velocidad con la que se movilizaba.

Los expertos determinaron que fueron los incendios forestales lo que le dieron forma este extraño fenómeno natural, que se vio en Sao Paulo. Al hecho se sumaron la presencia de altas temperaturas y una baja humedad, elementos que mezclados con lo seco de los vientos, crearon así el avivamiento de un gran fuego que originó el pánico entre los brasileños.

Se determinó que fueron más de 12 mil focos de incendio dispersos por todo el país, los que le dieron pie al inicio de este extraordinario fuego que estremeció a los cariocas, esto según los especialistas del Instituto Nacional de Pesquisas Especiales, luego de la inspecciones en las zonas afectadas por el tornado de fuego.

En la región centro-oeste del país, se complicó la situación ya que hay zonas en las que tiene mucho tiempo que no llueve, siendo las mismas condiciones de las regiones de Brasilia y sus entornos, quienes se mantienen en alerta ante una posible aparición de un tornado de fuego.

Pero fue la ciudad Sao Paulo la que presenció la mejor manifestación de un tornado de fuego, el cual se presentó con unas características de gigantesca lengua de fuego, el cual se trasladó por varios kilómetros en forma de torbellino. Las llamas subieron varios metros transformándose en un fuerte tornado, incrementando su potencialidad cuando pasaba por un sector que había sido afectado por un incendio forestal.

Una columna de humo de varios kilómetros se levantó como consecuencia del tornado de fuego, lo que ocasionó que varios vuelos procedentes desde la ciudad donde se vivió el hecho principal quedaran suspendidos.

El tráfico aéreo se paralizó por varias horas producto de esta cortina, aunque para los pobladores solo fue un susto. Los brasileros contemplaban el escenario extrañados y paralizados con mucho pavor, ya que nunca antes habían sido testigos de unas imágenes igual de altas y con esas temperaturas en Sao Paulo.

Tornado se formó en Hawái  

Un tornado de fuego se produjo en Hawái producto de la erupción de un volcán ubicado en esa región, con el cual se formó este gran torbellino flameante de tendencia muy peligrosa. Fue precisamente el calor derivado de una enorme fuente de lava, la que creó una cortina de humo mezclada con vapor.

El calor que emanaba del volcán llamado Kilauea, fue el causante del tornado de fuego, debido a la presencia del aire caliente en Puna. Uno de los espectadores grabó el momento en que se formaba el tornado de fuego y se producía un caos a consecuencia del flujo de lava que continuaba en Hawái.

El mismo tuvo lugar en el distrito de Puna de la Isla Mayor. Por varios segundos, el intenso calor de la lava ardiente, pivotó sobre la roca, hasta finalmente disiparse.  La lava del volcán Kilauea destruyó unas 112 infraestructuras en Puna, donde se cuentan más de 70 casas. También fueron derribados 400 postes de electricidad los cuales sucumbieron ante la roca fundida.

Las llamas que se expiden del volcán de Hawái eran de un color azul que llamaba la atención de los testigos, esto como producto del gas metano conjugando en la lava ardiente mientras se encuentra bajo tierra. En medio de la explosión extermina la vida de plantas y árboles. Como medida de prevención, miles de personas habían sido evacuadas.

En Hawái se unen el fuego y el aire para transformarse en un cóctel peligroso, producto de la erupción del volcán Kialuea. Residentes de la isla también captaron en video cómo el volcán luego de unos días, continua “escupiendo” fuego, mientras que las llamas se apoderan de todo lo que tienen a su paso.

Tornado de fuego Japón 1923               

En el año 1923 se produjo en Japón un tornado de fuego el cual acabó con la vida de unas 38 mil personas. Este fenómeno se presentó tras la ocurrencia del Gran Terremoto de Kanto, el cual tuvo lugar en Tokio. Dicho tornado de fuego fue de grandes proporciones y solo le bastaron unos 15 minutos para crear una gran tragedia en Japón que todavía es recordada por el luto que dejó.

El terremoto de Kantō, fue llamado la “Gran catástrofe-terremoto de Kantō”, el cual azotó la región de Kantō, una isla japonesa de Honshu. La catástrofe se vivió el 1 de septiembre de 1923, cuando se manifestó un sismo de 7.8 grados de magnitud en la escala sismológica de Richter.

Este fenómeno natural destruyó por completo la ciudad portuaria de Yokohama al igual que las provincias cercanas de Chiba, Kanagawa, Shizuoka y Tokio. Se dice que unas 105.000 personas murieron y otras 37.000 desaparecieron tomadas también como fallecidas.

Producto del terremoto se originaron 88 incendios que fueron los causantes de la mayoría de las víctimas y que ocurrieron de manera separada. Estos incendios se extendieron rápidamente ayudados con la acción de fuertes vientos de un tifón, que se ubicó cerca de la península de Noto. Tornados de fuego se percibieron en varios lugares, pero el mayor de todos ocasionó la muerte de 30.000 personas en el Rikugun Honjo Hifukusho.

El fuego producido por el tornado tuvo una duración de dos días, desde el 1ero de septiembre hasta el día 3. También se produjeron daños materiales entre los que figuraron unas 570 mil casas devastadas, y unas 1.9 millones de personas quedaron damnificadas o se desplazaron en calidad de refugiados.

Económicamente, el valor de los daños superó los mil millones de dólares estadounidenses al cambio de hoy. Estos hechos generaron caos y el pánico en la población lo que agravó la situación originando algunos saqueos e incendios a propósito, cerrando con un enfrentamiento civil que aumentó la cifra de los muertos a 6.000

Hablemos del que sucedió en el 2017 

En el año 2017 se registró un inusual y sorprendente tornado de fuego en Portugal. El mismo sería producido por fuertes incendios forestales, los cuales como consecuencia, arrasaron con el centro de Portugal. Este inusual tornado de fuego ocurrió en la población de Arganil, en el distrito portugués de Coimbra.

Este extraordinario fenómeno natural, comenzó a formarse alimentándose por las llamas del incendio forestal, lo que le fue proporcionando la forma de una especie de remolino o columna, y sumado a ciertas condiciones que se presentaban en la atmósfera para ese momento, donde convergen el polvo y el viento, transformándose en una especie de embudo ardiente.

Este suceso natural se derivó como consecuencia de los soplidos del aire caliente y seco, que tomaron el incendio como fuente de alimentación para la intensidad de sus llamas, por lo que velozmente, el tornado de fuego ascendió muchos metros en su altura.

Este fenómeno natural de rara e inusual apariencia duró solo algunos minutos. En medio de su despliegue y en la medida que el aire caliente se iba enfriando cuando entró en contacto con las alturas, entonces fue allí cuando su fuerza comenzó a disminuir.

Los expertos indicaron que el incendio que se derivó del tornado se prolongó por dos días, conteniendo temperaturas calculadas por encima de los 30 grados centígrados. Basamento de los meteorólogos indicaban que los bajos niveles de humedad dificultaron los esfuerzos del equipo bomberil conformado por cerca de mil bomberos, quienes intentaban combatir las temibles llamas en distintos sectores de la región.

Han hecho una película sobre el tema       

El tornado de fuego ha sido uno de los fenómenos naturales que ha llamado la atención de trabajadores del arte y cineastas, quienes han producido varias películas en torno a este tema destacando una de ellas cuyo título fue precisamente “Tornado de Fuego”, en el año 2015.

La película catalogada bajo el género de Ciencia ficción y Suspenso, consistía en la historia de un grupo de ecologistas a quienes se les encomendó la misión de detener un peligroso tornado de fuego el cual atacaría a la ciudad de Los Ángeles. Al mismo tiempo, el grupo de valientes defensores del ambiente deben defenderse de señalamientos como presuntos terroristas, pues son acusados de haberlo ocasionado ellos.

El estreno de la película se hizo en el año 2015, una época en la que los efectos del cambio climático se hacían más evidentes dentro de la sociedad, situación que es denunciada por los protagonistas dentro del film. También es presentado el tema del “eco terrorismo”, siendo uno de los enemigos a los que deben enfrentarse el grupo de ecologistas al ser acusados de ese delito.

En el año 2017 se volvió a producir una nueva película con el mismo nombre de Tornado de Fuego y para el 2014, se llevó a cabo un film llamado “En el ojo de la tormenta” la cual hace referencia a la producción de múltiples tornados de varios tipos, incluyendo uno de fuego.

Descubre cómo hacerlo con este experimento       

Los experimentos sobre tornados de fuego caseros han llamado la atención de muchas personas desde los más pequeños hasta los más grandes que son aficionados de este tipo de fenómenos naturales.  Existen varias formas de construirlo a través de experimentos sencillos y aquí mostramos uno de ellos.

La temática consiste en encender fuego dentro de un plato y luego hacerlo girar montado sobre un cilindro que alrededor tendrá fuego. Esto se hará por la acción del fuego que calienta al aire alrededor, el cual se expande perdiendo densidad, efecto que hace que flote hacia arriba, provocando que también las llamas se muevan hacia arriba.

Se le puede agregar una malla alrededor del fuego y hacerlo girar. Con ello, el aire que entra se somete a las nuevas condiciones y se verá obligado a girar pausadamente. Tal como pasa en la realidad, el aire caliente se va por encima del aire frío tomando una dirección hacia los los lados.

El fuego no subirá a consecuencia del frío, aunque el aire se moverá a través de la malla para luego comenzar a girar. A cada paso que el aire se vaya acercando al centro, el fuego girará más y más rápido, originando que la llama también gire, dándole forma al tornado. Este tipo de experimentos siempre deben contar con la supervisión de un adulto.

Finalmente te dejamos este video               

Gracias a lo sorprendente que son los tornados de fuego y por ser un fenómeno muy raro, se ha vuelto de gran interés para muchas personas. Por eso aquí se tiene un video que amplia un poco más la información sobre ellos.

(Visited 520 times, 1 visits today)
Categorías Tornados

Deja un comentario